Antología de Trinidad Hermenegildo Pardo de Tavera

1.00

Ficha bibliográfica

Serie:Historia-Viajes 300
ISBN ebook:9788498160116
ISBN papel:9788498168884
Páginas:60
Portada:Soldados españoles de Baler, en Filipinas, en el patio de la Capitanía General de Barcelona el 1 de septiembre de 1899.
Edición anotada:Trinidad Hermenegildo Pardo de Tavera
Category:
Author:

Categoría: Etiquetas: ,

Descripción

Fruto, de la actividad lingüística y etnológica de Trinidad Hermenegildo Pardo de Tavera (1857-1925), son los textos reunidos en la presente Antología.
Pardo de Tavera fue, además, uno de los redactores de la Constitución de la República filipina de 1899, también conocida como Constitución de Malolos. Proclamada por el gobierno revolucionario de Filipinas en un congreso efectuado en dicha ciudad.
Tavera es conocido, también, por su vocación bibliográfica, y tuvo un papel relevante en la implantación del inglés en Filipinas a principio del siglo XX.

Fragmento de la obra

Después de la fábula de las mil y quinientas islas que componen el Archipiélago Filipino, viene la de las «centenares de razas que en babilónica confusión pueblan las islas», como dice un autor lírico geográfico que escribió sobre este país. Haciendo omisión de las rocas, peñas, islotes insignificantes, muchos sin vegetación, otros con solo una especie de aves y algunos insectos como fauna, y la mayoría sin un ser humano que le habite, quedan, como islas habitadas y que solo cuentan, al tratarse de Filipinas, unas cuantas desde la de Luzón, que es la mayor, hasta la de Cagayancillo, que es una de las más diminutas. Así ocurre con las famosas «razas», nombre pomposo cuyo significado se ha confundido aplicándolo a agrupaciones políticas que en nada se diferencian unas de otras. Los estudios etnográficos más recientes han demostrado que las razas que habitan nuestro archipiélago son tres, a saber: negritos, indonesianos y malayos. Pero de estas razas resultan no solo varios mestizajes sino una gran variedad de tribus caracterizadas principalmente por las lenguas o, mejor dicho, dialectos filipinos que hablan. Si nos fundáramos en razones lingüísticas para dar nombres a las diferentes agrupaciones de hombres, el número de las llamadas «razas filipinas», con ser bastante crecido, no llegaría sin embargo a la cifra que hoy alcanza y que el profesor Blumentritt ha tenido la paciente labor de reunir en un folleto por orden alfabético, publicado en español, con el título de Las razas del archipiélago filipino. Como los estudios lingüísticos aclaran poderosamente las cuestiones antropológicas, he creído que sería útil hacer una información que permita establecer la etimología de los nombres que hoy se aplican a las diferentes tribus que, con el nombre de razas, pueblan Filipinas. Las divisiones políticas de las islas responden casi siempre a divisiones fundadas en la lengua, de manera que, principiando por hacernos cargo de los nombres que caracterizan las provincias cuando estas se aplican a agrupaciones que hablan la misma lengua, hallamos en la isla de Luzón los siguientes: Tagalog, Pampango, Bicol, Pangasinan, Sambál, Ilocano, Ibanag o Cagayan. Después veremos que dentro de cada una de estas provincias existen diferentes tribus, muchas con lengua distinta que llevan, por esta razón o por otra desconocida, un nombre diferente. Bisayas se aplica a tres dialectos hablados en Cebú, Iloilo y Negros: Calamian o Cuyo es también nombre de agrupación lingüista y al llegar a Mindanao vemos que la división territorial no es ya del carácter que en Luzón. Muchas tribus tienen por denominación, un nombre geográfico: en otra se descubre una razón topográfica, o de costumbres locales, o de relación con otras tribus vecinas. Algunas veces los nombres son sencillamente de la localidad aplicados a los habitantes, otras veces el origen del nombre no aparece tan claro y para descubrir su etimología hay que empezar por descomponerlo para descubrir la raíz como veremos más adelante. Para mayor facilidad dividiremos los nombres que vamos a estudiar en las agrupaciones siguientes: Compuestos con el prefijo «Taga» con el prefijo «I» con el prefijo «A» con el prefijo «Ma» con el prefijo «Non» con el prefijo «Ka» y sufijo «An» en otras formas.