Crónica mexicana

4.00

Número de serie:Historia 19
ISBN ebook:9788498971743
ISBN papel:9788498168563
Número de páginas:406
Edición anotada por:Autores varios
Category:
Autor:

Etiquetas: , , , , , ,

Descripción

Las obras más conocidas de Fernando de Alvarado Tezozómoc son la presente Crónica mexicana, escrita en castellano hacia 1598, que relata la salida de Aztlan de los aztecas-mexicas y termina con el inicio de la conquista; y la Crónica mexicáyotl, compuesta en náhuatl en 1609, que relata las genealogías de los más altos pipiltin (nobles) mexicas, y exhibe sus méritos y derechos. La Crónica mexicana relata cómo los mexicas alcanzaron su esplendor y conquistaron el mundo por ellos conocido. Manuel Orozco y Berra, su primer editor, afirmó en la introducción de la Crónica que esta: «narra las causas que motivaron las guerras y el resultado de estas, dejando traslucir cuanto había de grosero, de arbitrario, de injusto en la conducta de los monarcas de la triple alianza; los diálogos son naturales, el estilo duro, descuidado, propio de los pueblos a quienes pertenecen: en suma, es la tradición, la tradición verdadera que los mexica conservaban en sus seminarios y hacían aprender de coro a los jóvenes educandos».

 

Fragmento de la obra

Capítulo 1. Aquí comienza la Crónica mexicana. Trata de la descendencia y linaje, venida a esta Nueva España los indios mexicanos que habitan en este Nuevo Mundo, el tiempo que llegaron en la ciudad de México Tenochtitlan, asiento y conquista que en ella hicieron y hoy habitan, residen en ella, llamado Tenochtitlan
La venida que hicieron y tiempos y años que estuvieron en llegar a este Nuevo Mundo, adelante se dirá. Y así, ellos propios persuadiendo a los naturales, por la estrechura en que estaban, determinó y les habló su dios en quien ellos adoraban, Huitzilopochtli, Quetzalcoatl, Tlalocateutl y otros, como se irá tratando. La venida de estos mexicanos muy antiguos, la parte que ellos vinieron, tierra y casa antigua llaman hoy día Chicomoztoc, que dice Casa de siete cuevas cavernosas; segundo nombre llaman Aztlan, que es decir Asiento de la garza. Tenían las lagunas de su tierra, Aztlan, un cu y en ella el templo de Huitzilopochtli, ídolo dios de ellos, y su mano una flor blanca con la propia rama del grandor de una rosa de Castilla, de largor de más de una vara en largo, que llaman ellos aztaxochitl, de suave olor. Antiguamente ellos se jactaban llamarse aztlantlaca; otros les llamaron aztecas mexitin, que este nombre de mexitin es decir mexicano, como más claro decir al lagar manantial de la uva, así mexi, como si del magué saliera manantial, y por eso son ellos agora llamados mexicanos, como antiguamente se nombraban mexica, chichimeca (mexicano, serranos, montañeses), y agora por el apellido de esta tierra y ciudad de México Tenochtitlan. El tiempo que en ella llegaron, viniendo huyendo desbaratados de los naturales indios de Culhuacan, su vecino, que agora es a 2 leguas de su ciudad, persuadidos del demonio Huitzilopochtli, llegaron a la dicha ciudad, que es agora México Tenochtitlan, porque el día que llegaron en esta laguna mexicana en medio della estaba y tenía un sitio de tierra y en él una peña y encima de ella un gran tunal; y en la hora que llegaron con sus balsas de caño y carrizo hallaron en el sitio la dicha piedra y tunal y al pie dél un hormiguero, y estima encima del tunal una águila comiendo y despedazando una culebra; y así tomaron el apellido y armas y divisa, el tunal y águila, que es tenochca o tenochtitlan, que hoy se nombra así.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.

También te recomendamos…