Maravillas de la naturaleza

Ficha bibliográfica

Serie:Historia 371
ISBN ebook:9788498979169
ISBN papel:9788498165616
Páginas:854
Portada:Museo Wormiani
Prólogo de:Jesús García Pastor
Notas de:Autores varios
Categories:,
Author:

Categorías: , , Etiquetas: , , , ,

Descripción

Tras su experiencia americana, fray Juan de Santa Gertrudis escribió en España las Maravillas de la naturaleza. Su obra muestra una visión de la vida neogranadina del siglo XVIII muy diferente a la que ofrecen los documentos oficiales o las crónicas de conquista. La presente edición incluye un prólogo de Jesús García Pastor.

 

Fragmento de la obra

En este Primer Tomo te ofrezco (amado lector) una sencilla relación de la primer parte de mi peregrinación, y viaje a la India Occidental, que vulgarmente llaman: El Perú, y es la mayor parte de lo que de la América se ha descubierto. En el Segundo Tomo daré noticia del Nuevo Reyno de Granada, del Reyno de Quito, hasta Lima, y la Provincia de Cauja, queriendo Dios. Yo te advierto que en uno y otro tomo no hallarás crítica ninguna sino una sencilla relación. Y aún para ello he tenido bastante repugnancia en escribirlo. Y la razón es el emblema con que cifro la lámina de las Balanzas, tan verdadero como inspirado por el Espíritu Santo. Sé que vulgarmente tienen en la Europa por mentirosos a los que vienen de la India por las cosas raras que de aquellas partes cuentan. Y yo digo que en parte tienen razón de llamarlos mentirosos; no porque cuenten cosas raras de allá; sino porque cuentan lo que no han visto. Es el caso que de unos a otros se van corrompiendo las noticias de tal suerte que ni siquiera bosquejo son de la verdad de lo que en sí es la que se pretende contar por rara maravilla. Esto lo tengo experimentado yo a la práctica muchísimas veces, que habiendo contado algunas cosas singulares, al cabo de algún tiempo, oír contar la especie, ya revestida de tantos colores diferentes, que lo que se cuenta es un embrollo de mentiras. Y en esto es en que se verifica que las Balanzas con que pesan los hombres, hacen peso falso. Otro motivo fue: haber visto allá cosas tan singulares, que a quien no lo ha visto, se le hace increíble, cuales hallarás algunas de estas en este tomo, y otras que diré en el segundo tomo.